Facebook

Twitter

Linked In

El de la moda, un sector de los más informatizados

El de la moda, un sector de los más informatizados

La informática es ya uno de los asuntos de mayor importancia a nivel empresarial en los tiempos que corren. El porqué está más que claro. Es el elemento que nos está permitiendo que se desarrolle un avance de lo más importante en una cantidad ingente de sectores de producción. Sobre todo, nos permite ganar un montón de tiempo con una reducción del esfuerzo empleado en la realización de una misma materia. En otras palabras, apostar por la informática es sinónimo de hacerlo por la eficiencia. Y esa es la mejor compañera de viaje que podemos tener en un momento como este.

Por este tipo de razones, la informática es una de las cuestiones en las que más se ha invertido por parte de las grandes compañías en lo que llevamos de siglo. Y es que nadie quiere quedarse atrás en un aspecto como este, so pena de disponer de un servicio cada vez más anticuado y que deje en evidencia la inoperancia de nuestra organización. La informática es un aspecto que es básico para garantizar ya no un avance, sino el hecho de que estamos en igualdad de condiciones que el resto de nuestra competencia.

Uno de los sectores que más pronto se dio cuenta de este tiempo de asuntos y que más ha invertido en esta materia es el relativo a la moda, que es uno de los grandes de nuestro país. Es evidente que, para conseguir la eficacia de todos los procesos que están relacionados con esta materia, hay que confiar en la informática. Desde luego, de otra manera sería imposible que la actividad en cuestión siguiera obteniendo los resultados que protagoniza y que, con la misma cantidad de empleados, se sacaran adelante todos los servicios que engloba esta actividad.

Además, todo lo relacionado con la informática ha ganado en importancia en los últimos años para la industria de la moda por un motivo: el desarrollo de una nueva herramienta de comercio, que es la venta online. Según una noticia que fue publicada en el portal web Socialetic, la industria de la moda es el tercer sector que más apuesta por una cuestión como lo es la informática. Esa es una de las claves que justifican el gran crecimiento de la moda en España y su llegada a los escalafones más altos de actividades rentables en el interior de nuestras fronteras.

En concreto, las ventas online ya suponen el 7’4% del total de ventas del sector en España. Es un dato al que hemos tenido acceso gracias a una publicación de Modaes y que  pone en evidencia la dependencia que tenemos de aspectos que están ligados, de una manera o de otra, a servicios relacionados con la informática. Y es que, de no ser por este tipo de servicios, nos sería realmente complicado proveer de un servicio eficiente y fiable para todos los clientes de los que disponemos. Nadie se atreve a dudar de ello.

El sector de la moda es uno de los más informatizados en toda España y probablemente en toda Europa. No cabe la menor duda de que esto requiere de un mantenimiento informático que sea pleno y eficaz, para la detección y corrección de cualquier tipo de problemas en el menor tiempo posible. Hemos hablado con los profesionales de E-Ingenia, una empresa de consultoría informática, y sus profesionales nos han comentado que las empresas que han apostado en mayor medida por la informática están relacionadas con el sector de la moda.

Una apuesta de futuro 

Es evidente que apostar por la informática es hacerlo por el presente. Pero también es hacerlo por el futuro. Una cosa está clara: la informática evoluciona. Pero siempre será más fácil para nosotros adaptarnos a ella si ya llevamos una base constituida. Es decir, si nunca hemos apostado por ella, nos va a ser realmente complicado adaptarnos a todo lo que implica. De lo contrario, sabremos ya muchas de las cuestiones que tienen que ver con trabajar en un entorno informatizado. Y eso es muy importante a día de hoy.

No hay ninguna posibilidad de seguir existiendo si no es de la mano de los sistemas informáticos más avanzados o del mantenimiento informático más rápido y seguro. Es algo que ha sido demostrado en numerosas ocasiones y que sigue siendo tan real como la vida misma. Desde luego, conseguir que esta sea nuestra realidad es la mejor manera de que podamos competir con garantías en el mercado. El negocio de la moda está peleando por ello y, en efecto, ha cumplido con sus objetivos.